El tamaño sí importa

En ocasiones demasiado grande, demasiado pequeño en otras, el tamaño es la medida de todo en Washington.

Con menos de un kilo, el Mac Book Pro es el ordenador portátil por excelencia en Estados Unidos. Todo el mundo quiere tener uno, y quien no lo tiene no es ‘cool’. Lo más extraño de todo eso es que, repito, sólo pesa unos 800 gramos, y es toda una éxito para la cultura norteamericana.

Una excepción para una cultura donde lo importante (además del precio) es el tamaño. Coche, casa, jardín, hamburguesa, calle, pasta de dientes, el vagón del metro, champú… todo es de un tamaño desproporcionado al uso corriente y a la capacidad humana.

Un compañero me contaba que en los partidos de la NBA una importante marca de comida rápida apuesta a ver quién es capaz de comerse una hamburgesa de 20 libras. El tipo estaba seguro de que iba a ser capaz de comérsela –me contaba mi compañero–, y lo estaba porque ya se había comido antes una de 25.

Caminando por Washington a veces me pregunto cuánto tiempo tiene que tener alguien para ordenar y limpiar una casa tan grande, y aún así la gente necesita más espacio. Pero donde se ve más claro es en los coches. No sólo tiene que ser de una escala mayor, sino también más rápido, más cómodo y, sobre todo, más fácil de conducir. Tanto que mucha gente ha perdido el encanto por cambiar de marcha o pisar el embrague en coches automáticos.

Lo mismo sucede, cuando ves un jardín bien cuidado, con plantas en flor y los arbustos recortados con figuras, no es raro pensar que es porque está compitiendo con el vecino de la acera de enfrente, que tiene una podadora de mayor potencia o el último modelo de un cortacesped John Deere.

Así, Washington a veces te hace sentir el síndrome de Alicia antes del país de las maravillas, a veces demasiado pequeña para la inmensidad, y otras demasiado grande, cuando el mundo no es suficiente.

Y aunque nada parezca que está hecho a medida, prefiero la segunda parte, cuando esta gran ciudad te deja pensar que o nos comemos el mundo o nos vamos a quedar con hambre, como el hombre de la hamburguesa de 25 libras.

Irene Larraz,

Washington, DC

Anuncios
Publicado en Historias de ciudad | Deja un comentario

El último vuelo

La incógnita sobre los últimos días de la aviadora Amelia Earhart podría llegar a su fin tras encontrar unos huesos en el Pacífico Sur.

“Para cuando alcanzamos los trescientos pies por encima del suelo ya sabía que tenía que volar”, dijo Amelia Earhart en su primer vuelo, hace 90 años.

Ese sueño se convirtió en una obsesión: ser la primera mujer en dar la vuelta al mundo. Desde entonces Amelia no descansaría hasta intentarlo.

A las 7.42 am el aeroplano Itasca envió el mensaje: ‘Debemos estar encima de vosotros, pero no podemos veros. Queda poco combustible. Nos es imposible contactar por radio’. Después, algún mensaje más y el silencio.

Nada más se supo de Amelia Earhart desde aquel 2 de julio de 1937.

Recientes investigaciones han dado con los huesos y con otros elementos, como un cuchillo y un frasco, en una isla del Pacífico Sur que pudieron haber sido empleados por la aviadora.

De coincidir los resultados de las pruebas de ADN con los restos de Earhart, se daría por válida la versión oficial que indica que la aviadora se quedó sin combustible y cayó al mar.

Pero añadirían algo más: Amelia se habría convertido en una náufraga y alcanzó una isla donde intentó sobrevivir, ya que cerca de los huesos se ha encontrado el caparazón de una tortuga que pudo haber servido para recolectar agua de lluvia.

Ric Gillespie, director del Grupo Internacional para la Recuperación de Aviones Históricos en Delaware, señala que hallaron también restos de aves y peces preparados y consumidos “no comidos al estilo de los isleños”.

El gran sueño: volar

Seis meses después de tomar su primera lección de aviación, Amelia había ahorrado el suficiente dinero para comprar su propio avión: un Kinner Airster de segunda mano de color amarillo que bautizó con el nombre de ‘Canario’.

‘Canario’ y Earhart vivieron épocas de gloria, batiendo récords y alzando a Amelia como una luchadora por los derechos de la mujer. Pronto empezó a superarse: en 1928 se convirtió en la primera mujer en cruzar el atlántico. Tres mujeres lo habían intentado antes con fatídicos resultados, pero Amelia lo consiguió.

Volar, el imposible de una mujer imparable fue su último desafío. “Quiero hacerlo porque quiero hacerlo. Las mujeres deben intentar hacer las cosas por las que los hombres ya han pasado. Cuando no lo consiguen, su fallo debe ser un reto para los demás”.

Publicado en Voz de América | Etiquetado , , | Deja un comentario

Los Wizards dieron trabajo al Heat

LeBron James lideró al equipo de Florida con 32 puntos, aunque fue Wade quien aseguró la victoria.

Apenas 8 segundos antes del final del partido, el Heat de Miami pasó al frente con dos tiros libres de Dwyane Wade, para derrotar a los sorprendentes Washington Wizards por 95 a 94, y extender, en la capital, el récord de victorias consecutivas a 12.

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, un conocido fanático del básquetbol, canceló su asistencia debido a la agenda de trabajo, cuando todos esperaban que fuera a ver a los “tres grandes” de Miami.

LeBron James lamentó la ausencia del mandatario diciendo que su presencia “hubiera sido algo maravilloso”. Recordó que “tuve la oportunidad de ir a uno de sus eventos en este verano y de estar en la misma cancha que él. Sin embargo, el hecho de que él pudiera ver de lo que vivo hubiera sido grandioso, pero es un hombre ocupado”, reconoció el estelar jugador.

El partido jugado en el Verizon Center, en el barrio capitalino de Chinatown, no fue lo que todos esperaban. Pero al menos, le dio a los sufridos fanáticos de los Wizards, una alegría a medias.

Increíblemente, los que festejaron casi como si hubieran ganado una final, fueron los jugadores del Heat, que no podían creer el partido que acababan de ganar y que les permitió pasar a liderar la división.

Con el estadio repleto con 20.200 espectadores, los Wizards, conducidos por el joven Nick Young que marcó 30 puntos, y los bloqueos y rebotes de Andry Blatche bajo el tablero, pusieron en problemas a los Heat. Los viajes y la seguidilla de partidos le pasaron la factura al equipo de LeBron James, pese a que la estrella marcó 32 puntos.

Sin embargo, hasta el final los Wizards, que marchan últimos en la división y que acababan de transferir a su estrella Gilbert Arenas a los Magic de Orlando, tuvieron oportunidades. Faltando 2 segundos, Kirk Hinrich pudo haber dado la victoria a los locales, pero su lanzamiento se quedó corto y la victoria se fue para Miami.

De todas formas, los más de 20 mil asistentes se fueron felices, porque mientras se juagaba el partido un desafiante logró comer una hamburguesa de 20 libras, unos 9 kilos, y la empresa de comida rápida que ofrecía el desafío tuvo que cumplir con el compromiso anunciado de darle una hamburguesa gratis a cada asistente.

Eso sí, la promesa fue efectivamente cumplida al día siguiente, porque no había forma de que cocinaran 20 mil hamburguesas a la salida del encuentro. Cómo dice un programa de la Voz de América, es del tipo de cosas que pasan Only in America, solamente en Estados Unidos.

Héctor R. Cerpa

Washington, DC

Publicado en Voz de América | Etiquetado , , , , | Deja un comentario

Se invierten los papeles

Roberto Casin repasa desde Miami los efectos que ha tenido la crisis financiera mundial para los países más ricos y para las principales economías emergentes.

La crisis económica global no sólo ha sacudido los cimientos del sistema financiero internacional y lanzado al desempleo a millones de trabajadores, sino que también los países ricos no son ya tan ricos y los hasta hace poco pobres están camino de tomar las riendas de la prosperidad mundial.

Por aventurada que parezca, esa es la conclusión a la que llega un estudio titulado “El patrimonio de los emergentes en dos décadas: un mundo cambiante”, hecho por la firma Goldman Sachs, hasta que estallara la crisis uno de los grupos de inversión más grandes del planeta.

El pronóstico se resume así: en 20 años, EE.UU., Europa y Japón cederán el mando de la economía a China, India y Brasil, que para entonces, según Goldman Sachs, producirán el 60 por ciento de la riqueza global, en su totalidad cifrada en 138 billones de dólares.

Según el vaticinio numérico de la firma, algo que por supuesto todavía está por ver, la producción de los países occidentales sólo equivaldrá para la fecha a 56 billones de dólares, mientras que la de las naciones hoy consideradas emergentes será de 82 billones de dólares. De modo que los papeles se invertirían, en gran medida gracias a China, Brasil, India y Rusia.

Pero hay más, la cábala económica asegura que el gigante asiático desplazará a la actual primera potencia del mundo, O sea, que China que en la actualidad ostenta el 9 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) planetario, en el 2030 aportaría el 23 por ciento del total. Y EE.UU. que hoy día genera el 24 por ciento vería reducido su potencial económico a sólo el 17 por ciento del PIB mundial.

¿Es utópico pensarlo? Angel Gurría, secretario general de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), es de los que piensa que no, porque el país más populoso de Asia siempre ha figurado en el centro del universo y ahora sólo estaríamos volviendo a la normalidad. O sea, se habla de un reequilibrio de fuerzas.

Sea cierto o no, la pregunta que habría que hacerse es: qué han hecho las llamadas economías “emergentes” para pasar ahora a un primer plano.

Según algunos expertos, después de la deblace financiera asiática de 1997 muchas aprendieron la lección, y empezaron a aplicar políticas monetarias y fiscales más austeras y ahorrativas. En suma, que, económicamente hablando, esos países se hicieron más disciplinados.

Resultado: de cara al futuro inmediato no sólo predicciones como la de Goldman Sachs favorecen a China, India y Brasil, sino que en foros como el G-20 y la OCDE la pregunta de orden es cuánto más poder de voz y de voto debe dárseles a las economías “emergentes”.

Roberto Casín

Miami, EE.UU.

Publicado en Apuntes desde Miami | Etiquetado , , , , , | Deja un comentario

Nieve en Washington

Washington se tiñe de blanco bajo una escasa capa de nieve.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

Publicado en Voz de América | Deja un comentario